Santa Hortensia, 1-B - Teléfono: 91 548 95 80     caritasmadrid@caritasmadrid.org

Ven y haz tu lo mismo

Mesa de Experiencias en Cáritas Vicaría III con motivo de la Campaña de las Personas Sin Hogar.


Cáritas Madrid. 27 de noviembre de 2015.- Cáritas Vicaría III ha celebrado en la parroquia Nuestra Señora Reina del Cielo , una mesa de experiencias con motivo de la campaña de las personas sin hogar 2015 "Porque Es Posible. Nadie Sin Hogar".


En primer lugar intervino Jesús Romero de la Comunidad de San Egidio, que explicó la labor que realizan, partiendo de la frase de Jesús “Ven y haz tu lo mismo”. También se refirió a la parábola del buen samaritano, aplicada en el día de hoy y en nuestra vida diaria en Madrid. Llevan 28 años actuando en nuestra ciudad ofreciendo ayuda, acompañamiento y amistad. Los usuarios son “amigos de la calle”.


José Jiménez, responsable del proyecto de personas sin hogar de Cáritas Madrid, CEDIA, presentó un video de Cáritas con el lema Rehacer su vida. Es posible rehacer su vida. Funciona desde 1977. En la actualidad los 365 días del año. Entre 3.000 y 4.000 personas en Madrid, no tienen un techo donde vivir. Por CEDIA pasan al año unas 1.300 personas, con un plazo medio de permanencia de 15 días, antes de ser derivados a otros centros o destinos. El centro, donde duermen 40 personas cada noche, está atendido por 73 voluntarios y educadores. Los usuarios gestionan parte del centro y presentó testimonios de antiguos usuarios que se habían reintegrado a una vida “normal”. Insistió en la idea de que es posible rehacer su vida.


Miguel Rubio, nos contó su experiencia en el hogar San Isidoro, el centro más grande de España, donde trabajó 11 años en la acogida. De su experiencia allí destacó su masificación y su heterogeneidad (hay tantos perfiles como individuos). A veces, por estos motivos, se da un desconocimiento mutuo entre los profesionales y los atendidos. En su libro “Ahora que estamos muertos”, que es libro de texto para los estudiantes de Trabajo Social, ha querido recoger la visión que las personas sin hogar tienen de los profesionales y de las instituciones que les atienden. Le gusta decir que no hay personas sin hogar, son personas que están sin hogar, y que a todos se nos puede dar una situación similar.


Cerca de 60 personas siguieron con interés el acto y participaron activamente en un coloquio muy animado con los ponentes. Como dijo uno de los asistentes trabajar con el fracaso es muy duro.