Santa Hortensia, 1-B - Teléfono: 91 548 95 80     caritasmadrid@caritasmadrid.org

Nuevas Situaciones de Pobreza

Encuentro Interparroquial de voluntarios en Cáritas Vicaría VI.

 

Cáritas Madrid. 11 de abril de 2017.- En la Parroquia Sta. Maravillas de Jesús tuvimos el encuentro de voluntarios del Arciprestazgo Santísimo Cristo del Amor de Cáritas Vicaría VI.


A llegar al salón de actos, el padre José Antonio nos sorprendió dándonos unas credenciales personalizadas junto con el folleto que contenía las oraciones y cantos, llevando implícito además algo que al final del acto nos permitiría realizar un pequeño juego.


Después de los cantos y oraciones en comunidad y de la lectura de la palabra de Dios pasamos a la ponencia elegida para esta celebración.


El lema que se había elegido para la ponencia era “Nuevas Situaciones de Pobreza” y contamos con el sociólogo de Cáritas Española, Francisco Lorenzo como ponente, nos dio una charla muy interesante y se encargó de confirmarnos claramente que de “nuevas” solo tenían este adjetivo, pues son situaciones de pobreza existentes antes y después de la crisis.


Yo destacaría el final de su exposición, donde nos dijo que si queremos tener, en un futuro,  una sociedad más justa en todos los aspectos de la vida pública, quizás debemos de empezar por mirarnos en el espejo y ver nuestra catadura moral, ética, personal. . . para entre todos poder conseguir esa sociedad que al día de hoy parece una utopía.


Tras la ponencia tuvimos un rato de diálogo con el conferenciante donde los compañeros preguntaron o comentaron libremente lo que consideraron oportuno de los temas tratados.


Terminada la ponencia el padre José Antonio nos explico el pequeño juego y era que en el folletito de las oraciones teníamos cada uno un diploma con el nombre de otro compañero al que tendríamos que localizar y entregar e igual recíprocamente. Una buena idea para conectar con otros compañeros que quizás desconocíamos. No salió todo lo bien que el hubiera deseado pero fue una buena iniciativa y pasamos un agradable momento buscando a nuestra “pareja”.


Y finalizamos el evento con un maravilloso ágape fraterno que nos preparó la parroquia anfitriona, donde no faltaba de nada tanto en alimentos dulces como salados, y por supuesto bebidas de todo tipo, ¡sin alcohol claro!


En resumen un agradable encuentro donde nos juntamos unos sesenta voluntarios aunque nos hubiera gustados que fuéramos muchos más.